Barcelona, 30 de julio de 2020.– El Vall d’Hebron Instituto de Oncología (VHIO) y Peptomyc, en una exitosa colaboración y sinergia, continúan con el desarrollo de Omomyc, avanzando, por primera vez, hacia la práctica clínica. Omomyc fue diseñado por la Dra. Soucek y validado por ella y su grupo como el mejor inhibidor de MYC conocido hasta la fecha, y la spin-off del VHIO e ICREA, Peptomyc, lo está desarrollando para su uso en pacientes con cáncer. El reto que se plantean ahora es identificar biomarcadores que ayuden a predecir su respuesta en diferentes tipos de tumores y que permitan seleccionar aquellos pacientes que tendrán una mejor respuesta. Para hacerlo, el Ministerio de Ciencia, Innovación y Universidades les acaba de conceder una ayuda correspondiente a la convocatoria de Proyectos de I+D+i “Retos-Colaboración” del Programa Estatal de Investigación, Desarrollo e Innovación Orientada a los Retos de la Sociedad, en el marco del Plan Estatal de Investigación Científica y Técnica y de Innovación 2017-2020.

De esta forma y hasta el año 2023, el VHIO recibirá una subvención de 688.225,40 euros, mientras que Peptomyc contará con un préstamo de 1.293.695,64 euros para desarrollar una nueva fase muy importante para lograr que, finalmente, Omomyc pueda llegar a la práctica clínica. Así, gracias a la concesión de esta ayuda, será posible trabajar para evaluar la eficacia preclínica de Omomyc en diferentes tumores, como el cáncer de pulmón no microcítico, el cáncer de mama triple negativo, el cáncer colorrectal, el mieloma múltiple, el melanoma y el glioblastoma. También se buscará identificar y evaluar inhibidores de MYC de segunda generación con propiedades mejoradas, así como biomarcadores de respuesta a la inhibición de MYC en varios tipos de cáncer y perfiles de mutaciones. “Estamos otra vez afrontando un reto como pioneros, ya que, hasta ahora, nunca se habían buscado ni identificado biomarcadores para la inhibición de MYC. No sabemos si encontraremos biomarcadores comunes para todos los tipos tumorales o si, por el contrario, serán específicos de cada uno, pero para lograr el éxito clínico de nuestro fármaco consideramos que es muy importante esta fase”, explica la Dra. Laura Soucek.

“Del mismo modo, también buscaremos evaluar la sinergia terapéutica de combinaciones de Omomyc y de los inhibidores de segunda generación con terapias estándar para el tratamiento de diversos tumores”, añade la Dra. Marie-Eve Beaulieu, directora científica de Peptomyc y cofundadora de la empresa junto con la Dra. Soucek.

Por último, con este proyecto también se buscará establecer una prueba de concepto preclínica sobre el potencial terapéutico de Omomyc y de otros inhibidores de segunda generación en el tratamiento de un cáncer pediátrico, el neuroblastoma. “Se trata de un tipo de cáncer en el que sabemos que MYC tiene un papel central y por ello entendemos que puede resultar un tratamiento muy útil”, continúa la Dra. Beaulieu.

Los proyectos de I+D+i “Retos-Colaboración” son unas ayudas cuyo objetivo es contribuir a definir y consolidar las bases del futuro liderazgo científico y tecnológico de España, en ámbitos en los que la generación de conocimiento, la convergencia de paradigma y tecnología y sus aplicaciones e innovaciones constituyen factores clave de la prosperidad y calidad de vida de nuestra sociedad.

En este sentido, se han buscado proyectos que tengan el mayor impacto y retorno posible a la sociedad. Ideas, conocimientos y tecnologías novedosas en su planteamiento, que apuntan soluciones a los problemas y retos de la sociedad. Unos objetivos que, sin duda, cumple sobradamente el proyecto de Omomyc, una estrategia terapéutica distinta e innovadora que se basa en atacar a MYC, una proteína central de las células tumorales esencial para su supervivencia. “Durante varios años MYC se ha considerado una diana imposible de atacar. Sin embargo, gracias a nuestra investigación, hemos demostrado que su inhibición tiene un efecto terapéutico extraordinario en varios modelos de cáncer en ratón, y que conlleva solamente unos efectos secundarios leves, bien tolerados y reversibles. Ahora, gracias a esta ayuda, vamos a optimizar las probabilidades de éxito de nuestra solución por primera vez en la práctica clínica”, finaliza la Dra. Soucek.

____________________

La Dra. Laura Soucek es la investigadora principal del Grupo de Modelización de Terapias Anti-tumorales en Ratón del VHIO y cofundadora de Peptomyc.

La Dra. Marie-Eve Beaulieu es directora científica de Peptomyc y cofundadora de Peptomyc.